Siete atributos del
Dropshipping


El Dropshipping es una opción de comercio en línea que consiste en la comercialización de productos fabricados por otros, a través de una tienda virtual.

Se trata de un tipo moderno de negocio en la que cada participante del proceso económico se especializa, el vendedor se ocupa del posicionamiento del producto en internet y el mayorista de Dropshipping maneja los inventario y hace llegar el producto al cliente final.

Esta forma de negocio se ha vuelto cada vez más popular. ¿qué hace que los e-commerce se estén volcando a ésta modalidad de negocio ? Reconozcamos a continuación sus principales atributos:

1. Gestión puramente virtual

Los e-commerce que operan con ésta modalidad no cuentan en la vida real con almacenes de los productos que están vendiendo. De hecho, los productos están en manos de mayoristas que se ocupan de fabricar o proveer gamas de productos que serán promovidos en las tiendas online. El vendedor hará un podido únicamente cuando la venta se concretice.

2. Delegación de la responsabilidad sobre inventarios y entrega.

La tienda virtual se dedica al posicionamiento de los productos en la red. El comerciante no tiene que hacerse cargo de la gestión de inventarios, de los recursos humanos y financieros que ello implica. Es el mayorista quien maneja la logística del empaque y entrega. De modo que el comerciante online no necesita manejar la parte física de las operaciones.

3. El retorno es mas directo

En la medida en que el comerciante no tiene que ocuparse de los gastos de producción y las operaciones, sus gastos de inversión son mínimos comparados con los del mayorista, de modo que el retorno en utilidades será mas directo. No obstante hay que tener en cuenta que en éste tipo de negocio, los márgenes de utilidad son compartidos, de modo que se requieren ventas constantes y exponenciales para asegurar una utilidad.

4. Posibilidad de profesionalizar las ventas.

En la medida en que el e-commerce implica el conocimiento detallado de la Red, su desarrollo se convierte en una especialidad. El comerciante no tiene la carga de la producción y la distribución entonces puede concentrar su energía a la ampliación de conocimientos, la especialización de las técnicas de venta online y al estudio del comportamiento de cada producto.

5. Menor complejidad fiscal

La mayoría de sitios que albergan tiendas virtuales, ofrecen su asesoría para el manejo fiscal. Éste varia entre países y puede llegar a ser muy complicado para un productor. No obstante, la amplitud del mercado e-commerce ha generado buenos niveles de especialidad entre los host de comercios virtuales, una buena noticia para los debutantes de tiendas virtuales. 

6. Proyección ilimitada

La red ofrece opciones innumerables de innovación y expansión. Las redes sociales, los foros incluso las bases de datos de correos electrónicos son oportunidades de mercado susceptibles de ser exploradas y potenciadas. Dado que los mayoristas están ahí para ocuparse de los productos, el comerciante en línea puede invertir todos sus esfuerzos y recursos en la búsqueda creativa de nuevas clientelas.

7. Dinámica de productos

Las tiendas online que trabajan con Dropshipping no necesitan ocuparse de los inventarios perennes de productos, es decir no necesitan pensar en vender los productos que se encuentran en bodega. De hecho, pueden y deben variar. Se trata sobre todo de responder a la volatilidad de intereses de los clientes digitales. Su éxito radica, de hecho, en la velocidad con la que se puedan modificar los productos según las tendencias de la red, las propuestas o gustos de los influencers (personajes reconocidos de la red), las conversaciones en las redes sociales y los temas de actualidad.

¿Tiene preguntas o comentarios?

Últimas noticias

Contacte con nosotros